viernes, 15 de febrero de 2019

Diabetes tipo 2 y productos lacteos


En un artículo publicado en la revista Annals of Internal Medicine del mes de mayo de 2005, miembros del Departamento de Medicina del Massachusetts General Hospital, Universidad de Harvard, Boston, se plantean estudiar la posible relación entre la diabetes del adulto o diabetes tipo 2 y el aporte de productos lácteos en la dieta.

La investigación ha sido realizada, de modo prospectivo en una población de 41.254 hombres, sin historia de diabetes, enfermedad cardiovascular y cáncer. En esta población se examinó la relación entre el aporte de productos lácteos en la dieta (leche desnatada o casi desnatada, leche entera, yogur, sorbetes, queso fresco, otros quesos, helados y cremas de leche) y la incidencia de una diabetes tipo 2.

Durante 12 años de seguimiento, los autores detectaron 1.243 casos de diabetes tipo 2. El aporte de productos lácteos en la dieta se asociaba con una disminución modesta del riesgo de padecer diabetes tipo 2.

Después de ajustar estadísticamente los resultados, para descartar otros factores de riesgo, como el índice de la masa corporal la actividad física y otros factores dietéticos, el riesgo relativo de desarrollar una diabetes de tipo 2 en los hombres que consumieron mayor cantidad de productos lácteos fue significativamente menor que el de aquellos hombres con el consumo más bajo de estos productos.

Los diabéticos pueden consumir productos lácteos?


Cada incremento de una toma por día de productos lácteos en la dieta se asociaba con una disminución del 9% en el riesgo de padecer diabetes tipo 2.

El aporte de productos lácteos en la dieta puede proteger probablemente contra la diabetes tipo 2 actuando favorablemente sobre factores de riesgo o precursores de la enfermedad, como el peso corporal y la hipertensión arterial, aunque el mecanismo de esta acción favorable no ha sido aclarado.

La diabetes tipo 2 afecta aproximadamente a 16 millones de norteamericanos y a unos 135 millones en el mundo. Se ha estimado en 300 millones las personas que padecerán diabetes tipo 2 para el año 2005.

Con estos datos resulta imperativo potenciar todas las medidas preventivas posibles para la diabetes tipo 2, diabetes del adulto, tan relacionada con la dieta, el estilo de vida, el sobrepeso, la obesidad y las enfermedades cardiovasculares, renales y de la retina.